Entrada destacada

Partículas de tiempo.

Se que durante años vagué sin rumbo, dándome cabezazos contra la pared, queriendo lo imposible. Te veía tan cerca, puro, tan de ver...

lunes, 26 de diciembre de 2011

Nowhere

La vida de nuestro futuro se desdibujó entre las líneas de tu mano. Y así estábamos nosotros, nos habíamos perdido. Nadie podrá jamás encontrarnos.

martes, 18 de octubre de 2011

Y me besaste el ombligo. Y la suavidad de tus pestañas se camufló con el olor de la ropa. Y el mundo comenzó a girar deprisa, y deprisa..y no importaba. Porque solo en ese momento supe que algo tenía sentido.

domingo, 9 de octubre de 2011

There's a light

Ahora los recuerdos se desdibujan lentamente con el tiempo, mientras la memoria va muriendo a casa paso. Imágenes lejanas de ayer, se convierten en antiguas pasajeras de un viaje que comenzó hace mucho tiempo en alguna otra parte, con otros rayos de sol, en otra galaxia.

Tú y yo éramos un mundo que se forjaba a cada paso, que se construía lentamente con cada pensamiento, la gloria de la incertidumbre y el sabor de la infinitud. Tú y yo éramos movimiento y creación, la historia de la propia tierra. Los primeros sueños siempre son algo más ingenuos que los primitivos, como las personas.

Con el paso del tiempo crecimos, y nos cansamos. La evolución que torna lo simple en lo complejo. Construir no es tarea sencilla y destruir tampoco, en un camino en que ambos términos se habían convertido en una sola cosa. Volver a pasear por los mismos caminos resulta agotador en aquel lugar en que se suponía no habría nada previamente trazado, todo nuevo a nuestro alrededor.

Y la rutina mató la vida, y aquél mundo comenzó a desmoronarse,tambalear y a gemir gritos ahogados mientras todos hacían caso omiso de su lamento. Las grietas inundaron todo aquello que pasaba a su alrededor, dejando escasa vida a cada lado, que apenas latía. Muy imperceptiblemente.

Aquella sonrisa y el orgullo, aquella voz que en un principio era lo único que podía oir tras la tormenta, mirar al infinito tumbada sobre mi cama habiendo encontrado un lugar en la historia de un lugar propio. Las últimas líneas de la carta que te escribí.


Pero si toda vida resurge, también los mundos imaginarios que brotan en el alma de las personas, o en su corazón, rellenando pequeños o medianos compartimentos, que van variando según avanza la vida. La fortaleza que nos dan los años es en definitiva la mejor defensa para nuestra creación. Y la historia se conserva grabada a fuego, porque nada podría borrarla, ni nadie. Ni el peor de los pensamientos podría hacer que se desmoronara la muralla de más larga creación de la historia de la tierra, aún falsa e imaginaria que protege todo lo que detrás de ahi hemos guardado. Porque es nuestro. Aún así. Aún perdido, desmoronado y roto. Y así lo quiero, mio.

Y en mi interior, siempre lo querré.


lunes, 16 de mayo de 2011

In memoriam






Se fue Michael Scott.
Qué tontería, ¿eh?
Mi Personaje idolatrado desde hace tantos años que ni me acuerdo, ¿seis quizá? No se.
Dejó Steve Carell la serie, en un memorable "7x21" (7 temporadas, que se dice pronto) y yo no pude evitar llorar como una tonta con tanto recuerdo e imagen emotiva.
Y ni siquiera nos compramos la camiseta, o la taza, fuimos malas fans, o la economía, que era precaria.
Pero nos quedamos con los recuerdos y no olvidamos que: " Michael Scott es genial, genial,genial", los chistes sobre el sida, Prison Mike, Goodbye Toby o tantas cosas que empezaré a revisionar pero ya.
Y es que no creo que haya -personaje dramático,cómico- alguno que iguale al inimitable Carell. Con su malignidad y su sonrisa de dientes enormes, los implantes de las primeras temporadas, sus amores imposibles, esa voz de pito tan genial, porque no hay otro adjetivo, ese tamdem perfecto con Dwight K. Shrute, delicia de los dioses.
Desde luego se puede aprender a querer, no solo a los actores, a su obra también. Después de que pasen tanto tiempo con nosotros es inevitable. Me ha animado tantas tardes que no podría sino estar agradecida.

I love you Michael Scott. Always in my heart.

domingo, 24 de abril de 2011

En el fondo.




Te voy a querer siempre, pero ya no lo voy a decir nunca. Te voy a querer siempre pero nunca más voy a pensar en tí. Te voy a querer desde dónde empiezan los dedos de las manos, hasta dónde acaban los de los pies, desde el corazón hasta mi cabeza, que ya no parece la misma, desde dónde acaba el alma, hasta dónde empiezan los verdaderos pensamientos.

Lo has sido todo pero ya no vas a estar, eres nada. Y la palabra que puedo utilizar ni siquiera se parece a dolor porque es mucho más profunda. No es palabra, porque pica, es algo más. Así que te voy a recordar, y a guardar en silencio, en una caja pequeña, dónde te miraré siempre, pero siempre. Se que no me dejarás estar a tu lado, pero ahí estaré, lejana y muda, tuya. Porque ahora yo soy tú, y tú eres yo, tus palabras las mías, mis frases las tuyas. Allí, velaré cada movimiento, y me odiaré a mí misma, durante décadas y quizá años luz, y te echaré de menos.

Las personas son insustituibles, los sentimientos, aunque nos quieran engañar, también.


domingo, 3 de abril de 2011

Cookies.






Las mejores experiencias en la vida no tienen porque ser los triunfos, la verdad es que son mucho más divertidos los fracasos. Hornear galletas con forma inclasificable esta tarde, la ha convertido en una de mis favoritas.
La lluvia repiqueteando por la ventana, el cerebro liberado del estudio y el olor a mantequilla. Mi hermano amasando una contundente y deforme masa amarilla con olor a humedad y los dedos pegajosos con la harina.
Las galletas sabían a petróleo y se han pegado en el horno. ¡No ha sobrado ni una!

sábado, 26 de marzo de 2011

Smile





Me gusta cuándo sonríes porque me llevas a ese lugar dónde estuvimos tú y yo hace tanto tiempo y del que no habría salido nunca jamás.

viernes, 25 de marzo de 2011




Las historias de amor son infalibles. Nos cautivan desde el primer momento y nos emocionan, aunque sean de previsible final. La clásica fórmula de la tensión sexual contenida que nos motiva en cualquier momento porque al fín y al cabo, se recrean situaciones en las que nos buscamos siempre. Si el ser humano no lo tiene, lo busca en la ficción. Y cuándo lo tiene, se regodea con aquello que podría ser y no será. Caprichosos que somos todos.

"Leap Day" es una película bonita, pero va más allá. Nos ofrece el aliciente de que está rodada en Irlanda, y es que el director no sólo no escatima en planos del paisaje, que nos interesa y mucho, pero siempre siempre menos que los planos Matthew Goode, (en la ducha, con la barba, semi-desnudo) uno de los actores más guapos de todo el mundo, que aparece como protagonista.

Y es que el argumento no innova. Chica bien, chico de pueblo, intiman en el curso de un viaje, aunque ella tenga novio. Podemos imaginar por dónde van los tiros. Pero la mente femenina va más allá, porque esta película es todo un viaje para los sentidos -Hablo desde la perspectiva femenina, pero los hombres pueden hacer lo propio con Amie Adams- porque todas nosotras en algún momento, nos pondremos en la piel de la mujer, y nos moriremos de gusto con semejante protagonista. Amor a primera vista. Personaje, duro, logrado, torturado. No se puede pedir más. Yo de hecho acabé planteándome mi propia existencia despues de la película y sintiendo unas ganas horribles de traspasar la pantalla, cargarme a la chica, y huir con el hombre de mi vida, o quiero decir Matthew Goode.

Y la recomiendo porque es bonita, entretenida, emotiva, graciosa incluso. Huyendo de la profundidad de muchas películas, siempre gusta salir un poco a la superficie y disfrutar con pequeñas joyas como ésta, para recordar. Amores fáciles pero profundos. ¿Qué sería de nosotros sin el amor? Y si no, sin Matthew Goode, que es todo un portento, y sino juzguen ustedes mismos. Yo de momento ya tengo encargado mi clon para cuándo se disponga de la primera máquina clonadora. Voy a esperar..lo que haga falta.




A veces, buscar recuerdos en la mente es como mirar a través de un caleidoscopio, hay que echar un vistazo distintas veces para volver a ver algo con la misma forma. Colores, sombras, personas que fueron y se han convertido en algo vago y difuso, deformadas porque a ellos no llega la luz y cada vez se convierten en algo distinto. Así te veo a tí.

Tu pelo huele de la misma forma. A exceso de gomina, a recuerdo idealizado, a rizos atrapados entre sustancias pegajosas. Tu risa, tu voz, suenan como sonaban entonces, a lo imposible que cada vez lo es más. Y tus manos.. a ellas no puedo recordarlas, solo su tacto invisible y lejano, terrenal. Cuántas veces quise atraparlas para no soltarlas más. Cuántas veces pensé que solo con eso, no querría nada más en la tierra.

Pero la mente es cruel y todo lo distorsiona. Cerca, lejos. Cada vez una cosa que nunca pasó. Nunca te tuve suficiente tiempo delante como para juzgarte o conocerte,algo que no habría impedido que viajara a mundos irreales de habermelo pedido, si es que no lo hice así. Así es el amor. O el encaprichamiento. No sabría decirte. La tontería, lo novelesco, lo irreal. Bajo la luz del edredón no se vislumbraba tu cara, pero es que tampoco te miraba bien, podría haberte enfocado de cerca que no te habría visto. Solo quería. Me limitaba a querer.

Y no quiero recordarte, pero te recuerdo, te distorsiono, te deformo y te idealizo. Porque nunca fuiste, y lo que nunca fue, no se va nunca. Es una espina difícil de arrancar. Y te tengo dentro, y me consuelo. Aunque no existas, porque yo te imagino y te modelo como quiero y me invento y convenzo de que el mundo no va tan mal. Cada vez de una forma, de un color. Como un caleidoscopio.

martes, 22 de marzo de 2011

Blowing in the wind





He llegado a la conclusión de que es ser humano nunca crece, se limita a andar marcha atrás. Y No es estupidez, solo miedo. Cuánto más lejana veas la meta, más seguro te sientes. Da terror cruzar, ¿qué habrá detrás?
Solo viento.

jueves, 17 de marzo de 2011

Glee







Muy a pesar de las reticencias de la gente, que tiende a aceptar "Glee" más como una serie para adolescentes, ñoña y mala que como una serie de cierto trasfondo emocional basada en algún que otro arquetipo, el capítulo de ayer hizo que se consolidara -si bien casi lo era ya-como una de mis favoritas. Con las canciones propias y los últimos minutos, y quizá con unos diálogos que no llegan a la talla de los de series como "Breaking Bad" o alguna de sus hermanas, llegan a expresan tanto con las canciones, que los amantes del género, lógico, lo apreciamos.
Personajes como Sue Silvester, Will Schuester o incluso Kurt Hummel, pequeñas joyas aún por descubrir para muchos, ya han sido alabados por premios y crítica, y aunque si es cierto que la temática central siempre es el amor (acaso no todo en el mundo gira alrededor del amor?) pienso, quizá en mi fanatismo exagerado, que va más allá. Depende de interpretaciones.

Para mí glee es una pequeña cantera de genios con gran futuro, que traerán muchas, muchas sorpresas. Y sigo disfrutándolo todas las semanas. Cada Martes. Casi siempre a las diez.



Go New Directions!

lunes, 28 de febrero de 2011

You




A veces se me hace raro que ya no existas. Tan grande como es el universo , así de pequeño el ser humano. Millones de gestos que se perdieron entre minutos que se gastaron demasiado pronto. Nunca nos dicen demasiadas veces que el tiempo mata, si lo hicieran no pasaríamos toda la vida intentando crecer.
A veces se me hace raro cerrar los ojos y verte, oirte en cada frase y pensarte en cada recuerdo. Aunque no estés, vives en mí, me dicen. Y sonrío porque te guardo dentro.

No podrias estar mejor en ningún otro sitio.


viernes, 25 de febrero de 2011

25 de Febrero




Por muy lejos que se vaya una persona, por muchos años que lleves sin verla o sentirla y sin oir su voz, nunca desaparece del todo de tu corazón. Ahí es dónde sigue viviendo. El amor nunca se borra.

jueves, 17 de febrero de 2011

Don't.





Ahora que todos nos creemos con derecho a escribir y a soñar con mayúsculas, a mancillar el buen nombre de la literatura y a exhibirnos a destajo, a tener nuestro minuto soñado de fama y el deseo eterno de catar lo inmortal, ahora que todos copiamos el trabajo de los protagonistas de la imagen y jugamos a ser dioses, la crísis de lo artístico se ceba con nosotros.
Nada vale y todo es similar cuándo comienza a estar al alcance de todos.

martes, 15 de febrero de 2011

También la lluvia.







La lluvia siempre es símbolo de mal augurio o presagio. Y si no, valga el chiste malo y fácil, que se lo digan a los protagonistas de la última película de Icíar Bollaín.

Lo cierto es que cuándo me desperté -a eso de las nueve, con los ojos desencajados y la cabeza como un bombo- sabía que las cosas no podían ir a peor...hasta que miré por la ventana. Casualidad o no, las primeras gotas mañaneras destelleaban pequeñitas en mi retina, lo poco que mi dormida mirada alcanzaba a visionar. Mala señal.

Esfuerzos inhumanos no lograban sacarme de mi tedio, estudiando concretamente los artículos 89 y 90 del Código Penal. Oposición, dulce delicia de los dioses. Palabras, palabras, palabras -rebuscadas y feas- y poca claridad, tanto dentro de mi propio cerebro, como fuera, con unas nubes cargadas de agua oscureciendo la buena suerte ajena. El tiempo corre lento pero seguro y la memoria de emergencia contra todo pronóstico, hace su parte y memoriza todas las palabras,así que es tiempo para el Wii fit. Y aquí comienza el espectáculo, después de una mañana Dantesca de muerte cerebral.

Como era de esperar, el tiempo de estudio y la vida sedentaria han causado estragos, y el Yoga, los estiramientos, los estúpidos juegos, solo lo acreditan. Cuál octogenaria con el pulso de Michael J. Fox, después de espatarrarme, golpearme, jugar con un hula-hop imaginario y ser humillada frente a mis vecinos, las agujetas me comienzan a torturar. Oh si. Y lógicamente y por si no fuera poco, la máquina anuncia que, efectivamente, no solo tengo sobrepeso, sino que además he engordado 3 kg desde la última vez que me conecté -¿La semana pasada?- así, que o dejo de visitar asiduamente Mercadona, o directamente me presento para el casting de "Super Size Me 2"

Pero, como es de esperar, lógicamente eso no es lo peor de todo, porque luego me toca salir a la calle, y justamente hace un sol de justicia. Parece que se acabó el mal fario.
Pero...no.

Cargada como estoy, con absolutamente todos los manuales del mundo, salgo a la calle y comienza a chispear y por si no fuera poco, dado el tema y muerta la tensión, los dichosos libros deciden - no conformes con pesar doscientos kilos y contribuir a convertirme en Guasimoda-, caerse por los suelos, romperse y mojarse bajo la lluvia. Cómo si en vez de libros, hubiera comprado un Gene Kelly. Todo ésto mientras un viejo se ríe mogollón por la situación e increpa como si todos los demás del mundo fueran sordos, porque después de todo el solo tiene doscientos cincuenta años y se le puede consentir todo. -Y una mierda-

Vamos, que después de todo, y con la sensación de necesitar un respiro, me descargo "Gordos" y decido descansar. Nada como una obsesión para desestresar, desde luego. Pero antes compruebo no haber bajado algo diferente del estilo "Gordos en acción" porque con estas cosas ya se sabe Y es entonces cuándo, la Ministra González SinDescanso me castiga por desoir su imperativo. LA PELÍCULA NO SE OYE. ¿Para qué más?

Nada podría haber resultado peor en un día que podría haber sido redondo, así que toca esperar que mañana sea mejor, ¿Cómo no podía serlo? Al menos la próxima vez llevaré paragüas y no incumpliré los mandamientos de la Ley Sinde. Si es que al final, lluvia o no, ha sido todo cosa del Karma.


Manda puñetas.

lunes, 14 de febrero de 2011

Love, Love, Love.



Una vez oí que cuándo encuentras al amor de tu vida el tiempo se detiene en seco, y algo parecido me pasó a mi hace unos cuántos meses, aunque en este caso fuera algo más parecido a un golpe estruendoso de lívido y aquél no iba a ser precisamente el hombre que me acompañara al fin de mis días. Antonio De la Torre, ya de nombre castizo y ojos impenetrables, tenía twitter.

Qué complejas son las relaciones desde que existe internet. Relaciones que no son tanto desde que idolatras a alguien y nunca te contesta. Parte del encanto supongo. Algo que reside en las posibilidad de que los ojos idolatrados se hayan posado por un segundo en alguna estúpida frase tuya. Puro amor y desvergüenza.

Hace años ya, vi "Azul oscuro casi negro". Pensaba que era la primera película de Antonio que ví, pero lo cierto es que ya antes -creo recordar- le había visto pasar para mi desapercibido en la única película Almodovariana que me gusta "Volver" como marido de la aborrecible Pé. Nunca me llamó la atención, qué quereís que os diga. Yo soy mujer de obsesiones y si salía Raúl Arévalo, no tenía ojos para más -aún ruben a más no poder y tunning a media jornada- Antonio demasiado tosco y maduro en comparación con la juventud del filme.Pero ya sabeís que las tornas siempre cambian, o al menos en mi caso. Y supongo que la escena de la almohada de los girasoles ciegos fuera un antes y un después en mi casto amor, que pasó a otro nivel superior y dejó libre el paso a nuevos y grandes actores fetiche.

En "Gordos" ya cae simpático. Simpático y gran actor. De Atractivo una no se fija, por las circunstancias del papel que no es precisamente de Paul Newman, qué más da. Hasta canta y hace sus pinitos en la comedia, hacer reir, cualidad imprescindible en todo ser humano que se precie. Protagonista de anuncios para gente gorda, gordo rehabilitado, amanerado a medias. La imaginación de su director no tiene límite. Más para gente obsesionada con el mundo de la grasa, título premonitoria a la par que "acomplejante", pura analogía.

Y ya en "Primos" desaliñado, borracho, la parte dramática de la comedia de Sanchez Arévalo de entrañable humor, es cuando enamora. Por la ternura del padre, por el papel sentido, por la barba de infinitos días y las pintas endiabladas, porque sale con Raúl Arévalo y Adrian Lastra. Y porque hace de todo, pero lo esencial es que todo, absolutamente todo lo hace bien. De hecho hace poco descubrí su faceta de periodista deportivo, y lógicamente, la pasión del escritor frustrado-Que no lo es tanto, porque de hecho está de excedencia del Canal Sur-, es lo único que me faltaba para caer rendida a sus pies. Obsesión, ven a mi.

No obstante no fue hasta ayer, primera fila de los Goya, cuándo me percaté de la manía persecutoria que comenzaba a brotar de mi seno, por llamarlo de alguna manera. Yo, mujer de obsesiones voy por rachas, y cuándo duran y son fuertes, son lo peor. Bardem se lleva un bastante inmerecido Goya -Publidad Hollywoodiente, pues a todos nos encanta criticar lo americano y luego besar el culo yanki sin parar- por uno de sus múltiples papeles poco versátiles y la rabia se apodera de mí, agarrándose furiosa. Mis ansias y yo le escribimos un tweet y volvemos a nuestros orígenes, dónde nuestra relación se hace carnal, dónde es posible que Antonio me lea. Dónde la imaginación hace que lo irreal sea posible y lo improbable casualidad.

Dios bendiga internet.




PD: No olvidar a Pedro Pérez, técnico electrónico. 34 años. Corto "profilaxis" sobre un pobre infeliz que descubre un nuevo placer mundano allí por dónde la espalda pierde su nombre y un poco más. En breve aspiro a engordar mi lista de títulos con todos los de su filmografía, incluyendo "Balada triste de trompeta" y "Días de fútbol".

miércoles, 9 de febrero de 2011

No Glory




¿Es de ser irreverente soñar largamente con la gloria? Todos los días, a todas horas. Y aún así, tan lejos.

24/07/10






y se fue, y fue como si nunca se hubiera ido, o como si nunca hubiera estado. Pasaban los días, horas, meses, siempre con esa misma sensación de desconcierto, sin saber porqué, ni la causa. Con el reloj sonando de fondo.

Todas las cosas estaban en su sitio, la ropa en su habitación, el olor entre esas cuatro paredes, era igual, con esa mezcla de pasividad y melancolía, como si nunca hubiera conocido al dueño de aquel sitio que ahora solo era suyo. Había sido cierto, pero aún no lo sabía, para la mayor parte de las personas es mejor seguir fingiendo que no pasa nada, hasta que al final de verdad termina no pasando. La mitad, ya medio locas, terminan creyéndose su particular verdad inventada, resulta más fácil.

Pero él no iba a volver, no era su decisión, no era su historia, era una vida que se había cruzado en un momento concreto, y de repente había desaparecido, como sucede con todos, vivos o muertos. Las decisiones se hacen para ser respetadas, aunque duelan. Por eso había desaparecido de su mente, como si no hubiera sido ella la que le había echado, poco a poco, con cada pequeña mentira. Pero así era más facil, porque de repente todo aquello no existía, solo el futuro, y el futuro, que tampoco existe porque es invisible, ocupaba un gran espacio mental. Era un gran remedio para penas pasadas, ya no dolían.

En un resquicio de su mente -el futuro ocupa, pero no tanto- algo se resistía a moverse. Pero su culpabilidad no era tan fuerte a fín de cuentas, era borroso. Con poca claridad se podía intuir la despedida. ¿Quizá las cosas podrían haber salido de otro modo? Nadie podría saberlo, después de todo, aquello ya era otra historia

domingo, 23 de enero de 2011

sábado, 22 de enero de 2011

Thoughts of a dying atheist






-¡Toc, toc!
-¿Quién eres?
-No lo se.
-¿Cómo no vas a saber quién eres?
-Lo se bastante bien como para afirmar con certeza que no quiero saberlo. Decirlo me dolerá. Es como cuándo sabes algo seguro pero no lo ves y feliz en tu nube de ignorancia esperas que nadie lo confirme nunca. Mejor callar, siempre.
-Entiendo.
-¿Qué vas a entender tú ni siquiera existes? Sería irracional.
-Sí existo. Aquí.Al menos para tí. Para que no te pierdas. Para que al menos te sigas preguntando quién eres cada día. Aunque no sepas ni con quién hablas ni hacia dónde miras. Aunque sepas que tú eres así y lo sigas negando para que te duela menos. No ser lo que quieres, y ser todo lo que no deseas ser es lo que obtienes. Al menos yo lo alejo, todo eso. Saco tu cabeza del charco en el que se hunde. Lentamente.
-¡Toc, toc!
-¿De nuevo tú?
-¿Quién eres?
-Tu conciencia.
-Por favor, llévame lejos.

viernes, 21 de enero de 2011

Lissie in jerkland.






"Escribe algo inteligente, elocuente. Escribe una historia sobre gilipollas"

Y lo estuve pensando. Durante mucho tiempo. ¿No era acaso la idea más genial de todas? ¿A quién se le habría ocurrido? Sólo a mí, y a esa mente que me aconseja en segunda persona.

Verás, es que gilipollas hay en todos lados. No es como inventarse un protagonista tomando como punto de referencia cosas que te gustan, todo lo contrario, es escribir precisamente sobre todo lo que odias. Y mira que yo con los años me he ido volviendo más y más imbécil. Es más me he vuelto como ellos. Totalmente, y por eso mismo debo hacerlo.

Recuerdo aquella época, dónde allí estaban, miraras por dónde miraras, por todas partes, parecía que llevaran la palabra escrita en la frente, un luminoso enorme. Juventud, divino tesoro. ¿Qué les hacía diferentes? Supongo que nada, eran todos iguales, una panda de soplapollas sin rumbo fijo, solo que sin saberlo.

Y qué palabra tan divertida, y prohibida. Acuérdate de cuándo tenías unos nueve años y tu madre te echaba la bronca por proferir insultos que llevaran incorporada la palabra tabú. Era genial. Como luego con el tiempo, cuándo te vas dando cuenta de que todas las personas a que has ido etiquetando a lo largo de tu vida tienen encaje bajo un mismo nombre, todos responden a la misma llamada : Gilipollas. Já. No podría resultar mejor.

¿Pero sabeís? No es tan sencillo. Es decir..podría escribir tantas historias...¡por supuesto! alguien como yo, cien veces más crítica que cualquiera. Sobre aquél compañero que se sentaba al lado mío en clase y me escribía poemas, o aquella niña, que además tenía una pierna más corta que la otra, la de aquél conductor que prefería no saludarte a tí de entre todos los que conformaban una pequeña multitud porque ahí estaba él, el más tonto de todos los tontos y le habías caido en gracia. Pero no se lo merecen. Ni siquiera se merecen la mención. Segundo já. Por supuesto no son todos los que están, pero están todos los que son. Faltaría más.

Y además era una idea genial. Un éxito asegurado. Por supuesto, no podía fallar. Tantas personas que alguna vez todos nos hemos sentido insultados, maltratados, humillados por esos todos esos eternos gilipollas juntas por buen fín. Todos dedicando un instante a odiarlos en silencio y regodearnos en su miseria mental. Bella estampa, sin dudas.

Pero lo más divertido era el final. Siempre con moraleja. Desconcertante. Todos con su momento de gloria, tantos imbéciles reunidos. Una "cena de los idiotas" a gran escala. ¿Y sabeís ? Yo estaba detrás. La más gilipollas de todos. Eso es lo mejor, cuándo crees huir de algo y te topas de frente con lo que más odias. Touché. No se. Como escupir hacia arriba.

"Escribe una historia sobre gilipollas" "Escribe una historia sobre la humanidad". Así es. No se salva nadie. Escribir sobre tanto era muy complicado.

¿Pero Sabeís qué? Aquella noche me fui a la cama más contenta que unas castañuelas. Al fín, despues de años, había descubierto la esencia del hombre.

Como si fueras a llevarte la luna debajo del brazo






¿Y cómo se borra? Porque no desaparece nunca y duele mucho.Aquí no hay goma, ni nada parecido igual de eficaz. Imagina que fuera tan fácil como arrancar a alguien de un plumazo de un papel, seguramente la gente no lo pasaría tan mal en estos casos.
Se trata de ser valiente, no basta con apagar la luz, cerrar los ojos y esperar que pasen cien años y haya pasado todo, no vale la pena perder el tiempo. Hay que olvidar, pero con respeto a los hechos, nunca se debe tergiversar una historia sólo por puro rencor. Es duro sí, pero aún así, se puede. Y te lo digo un día de esos en que suena muy lejano ahora eso de "más adelante".