Entrada destacada

Partículas de tiempo.

Se que durante años vagué sin rumbo, dándome cabezazos contra la pared, queriendo lo imposible. Te veía tan cerca, puro, tan de ver...

lunes, 14 de septiembre de 2009

Just another soldier on the road to nowhere





Muchas veces me cuesta recordar las cosas buenas; soy obcecada, cabezota y estúpida, un ser humano común al que se le da muy bien desperdiciar el poco tiempo que se nos ha dado con mis nostalgias y mis manías. Pero hoy me he preguntado porqué, porqué te quiero, absurdo pero real, a veces es necesario, y las palabras han salido solas, como si hubieran estado esperando ese momento desde siempre. Y las mías son más de sesenta y cinco, son infinitas.

Y Te quiero porque me haces sonreir, me haces suspirar, me dejas sin palabras y a veces consigues que encuentre las más bonitas que existen en el mundo.
Porque me haces temblar, ruborizarme, tartamudear, porque aún hoy después de tiempo, cuando te veo en la distancia mis latidos se aceleran rápidamente y mi corazón brinca, loco de alegría.
Porque cuando me abrazas todo mi ser se estremece y consigues que el mundo parezca un lugar más seguro y menos difícil, un lugar en el que merece la pena vivir.
Porque tienes la sonrisa más bonita de todas las sonrisas, le pese a quién le pese, que me evoca todas las cosas bellas que existen, contagiosa y llena de vida. Y en tus ojos solo se leen cosas buenas, sentimientos que es mejor no perderse.
Porque cuando me pongo triste siempre bromeas, con ese humor tan particular, que me recuerda que no existe otro ser más adorable en el planeta y que me da ganas de llorar porque ójala te hubiera encontrado antes.
Porque sí soy absurda, románticona y cursi y después de estar contigo, me encanta pasarme horas y horas pensando en los minutos pasados echándote de menos y me regodeo en ellos cuando me voy a dormir, hasta que cierro los ojos y sueño.
Porque me aguantas,has conseguido que razone más y que odie menos, y me has regalado los momentos más bonitos que había tenido hasta ahora..
Porque eres tan importante para mí que el miedo a perderte me agarrota el cuerpo y me paraliza.
Porque cuando dormimos y me abrazas muy fuerte, cuando me das la mano, siento que por primera vez en mi vida he encontrado el lugar al que pertenezco.
Y Porque aunque a veces no puedo estar contigo, desde luego no puedo vivir sin tí, gracias por existir.


Y se que al escribir esto, incurro en buena medida en cursilería y pedantería, pero es lo que siento. Y esas cosas es mejor no guardarlas, luego se olvidan. Imagínate que nunca lo hubiera escrito, todo lo que llevo pensando durante la tarde, se hubiera borrado para siempre.

1 comentario: